Guia:

 

  • ¿Qué características geomorfológicas presenta América?
  • ¿Qué placas tectónicas participan o participaron en la forma actual de América?
  • Realice un cuadro comparativo entre las diferentes montañas, mesetas y llanuras de América. ¿Cuáles de estas áreas presenta mayor antigüedad y por qué?
  • ¿Qué regiones de América presentan mayor actividad sísmica?  ¿Por qué?
  • Hidrografía: ¿Cuáles son los ríos más caudalosos de América? Realice una lista de ellos ordenándolos de mayor a menor. (¿A qué país corresponde cada uno?)

 

 

LA ESTRUCTURA GEOLÓGICA:

América se divide en diferentes zonas estructurales agrupadas según el período de formación. América pose una altura media de 655 m, solo superada por Antártica con 2600 m y África con 750 m.-

ZONAS PRECÁMBRICAS: Comprende: Escudo Canádico, Macizo de Guayana, Macizo de Brasilia y el sistema Tandilla.

Escudo Canádico:

Es el núcleo cristalino más antiguo de la corteza terrestre (4000 millones de años). 
Ocupa el NE de América del Norte.
Fue afectado por diferentes ciclos orogénicos y muy afectado por los agentes externos, principalmente los hielos del pleistoceno (hace 2 mill años) que transformaron el aspecto general del paisaje.
En su carácter de escudo del  subsuelo (cratógeno) norteamericano, la posición y naturaleza de sus rocas afectaron el trazado de los plegamientos posteriores. 
La posición casi horizontal solo ofrece un ligero achatamiento que determino la formación de la bahía de Hudson y del archipiélago ártico. 
Se caracteriza por ocupar zonas de escasa iluminación solar.
Posee innumerables cuencas lacustres residuales (lagos y lagunas) unidas por ríos que ponen al descubierto con saltos y rápidos el viejo basamento cristalino.
En el sur donde hay depósitos de morenas, glaciares cubiertos por nieve y formaciones de tundra y bosques, donde se encuentra la cuenca del San Lorenzo, con numerosos puertos naturales, permiten recién el asentamiento humano en condiciones favorables.


Macizo de Guayania:

Situado en el ángulo noreste de América del Sur.
El relieve actual, consecuencia de la orogenia andina y de la erosión fluvial, es viejo con serranías en parte tubulares y con laderas empinadas.
La población se encuentra muy dispersa.

Macizo de Brasilia:

Separado del de Guayania por la llanura amazónica.
En cuanto al origen y la morfología presenta las mismas características que el de Guayania.
Es el más importantes de los cratógenos sudamericanos por su desarrollo y porque se prolonga en el subsuelo de las llanuras centrales.
Ambos macizos se extienden en climas, con cubierta vegetal de selva y bosques tropicales y sabanas.
Son muy ricos en minerales metalíferos.
En ellos hay escasa población, la mayor concentración al E del de Brasilia.
Constituye una zona pionera de penetración y asentamiento humano que Brasil necesita incorporar mediante población estable con nuevos objetivos económicos, ganadería y minería.

Sistema de Tandilla:

Son pequeñas sierran que interrumpen la llanura pampeana.
Poseen las rocas muy antiguas. 
Con la orogenia andina fueron fracturadas y ascendidas, lo que le dio su aspecto actual.
Se extienden en clima adecuado para el establecimiento humano.
Posee riqueza minera y son aptas para las actividades agropecuarias.


ZONAS PALEOZÓICAS:

Montes Apalaches: 
 
Localizado hacia el E de América del Norte y al SE del Escudo Canádico.
Tiene una dirección  SO – NE, desde la llanura del Mississippi hasta la isla de Terranova (O. Atlántico).
Formado por la orogenia Caledónica y Varísica, en la actualidad presenta sierras bajas y redondeadas, resultado de levantamientos recientes con formación de fallas y mesetas y de la continua erosión.
Debido a la edad geológica (        mill de años) estas montañas son ricas en combustibles  (hulla, petróleo)  y en minerales metálicos (hierro) y abundante energía hidroeléctrica.
El clima, la posición geográfica, los frecuentes y profundos estuarios aptos para la construcción de puertos, fueron los factores que permitieron el desarrollo de una importante actividad industrial y una gran concentración humana.
Al O del río Mississippi se ubica una  continuación natural de los Apalaches, la meseta de Ozark y las montañas Guachita.

Patagonia: 
 
Localizada en extremo S de América, desde el pie de monte andino hasta el Atlántico.
Es el resultado de cratones precámbricos y grandes acumulaciones sedimentarias a partir de la era paleozoica, de erosión y de movimientos de ascenso y descenso que llegan hasta la cenozoica.
El relieve actual es muy variado presentando: mesetas (con pequeñas formaciones precámbricas), cuencas, terrazas, valles fluviales, zonas deprimidas y serranías aisladas.
Clima frío, árido y muy ventoso. La vegetación es de estepa.
Posee riqueza de hidrocarburos, carbones y otros minerales. 
Es baja la densidad de población, concentrada especialmente sobre la costa atlántica.
Continente de Laurentia o Laurasia: antes de existir el O. Atlántico estaba formado por sectores de de tierra de Europa, Asia, los Apalaches y el Escudo Canádico.
Continente de Gondwana: Unía M. Guayania. Brasilia, Patagonia y Tandilla a África, India meridional, Australia y Antártica.

ZONAS MESOZOICAS: 
 
Sistema de Ventania
 
Constituido por pequeñas sierras ubicadas al sur de la región pampeana, al SE de las Sierras de Tandil y al N de la Patagonia.
Formadas por la orogenia cimérica y elevada posteriormente por el plegamiento andino.
Posee riqueza minera y actividades agropecuarias. Clima adecuado para el asentamiento humano.
Importante desarrollo del turismo.


ZONAS CENOZOICAS: 

Sistemas orográficos occidentales: Comprende una serie de macizos y cordilleras de origen andino, pero también bloques más antiguos que fueron afectados y modificados intensamente por esta orogenia, por esos se los considera dentro de ella. Se localiza en la tres Américas.  

América del Norte: Sobre el pacífico tiene un enorme complejo de mesetas y cuencas encerradas entre dos sistemas de cordilleras.
Se extiende en latitud desde Alaska hasta Tehuantepec: al E el sistema de la Rocallosas que emergen abruptamente de los llanos del E y por el O el sistema de cadenas Costeras del Pacífico, compuesta por una serie de pliegues semihundidos, entre los cuales se intercalan cuencas y valles.
Entre los 38º y 42º N es donde el sistema montañoso adquiere su ancho mayor de 1700 km, disminuyendo hacia el N y el S.
El sistema se despliega sobre todos los climas y vegetaciones del subcontiente, cruzando los desiertos nevados del ártico, los bosques boreales canadienses, las zonas áridas  interiores hasta los cálidos desiertos del Colorado y México.

América Central ístmica: integrada por un corredor que une las dos grandes masas territoriales y por un conjunto de islas que cierran el mar de las Antillas.
Se destacan, cordilleras, mesetas, llanuras litorales, valles e islas coralinas.
Todo este conjunto se encuentra en un clima cálido, con vegetación exuberante.

América del Sur: Todo el sistema orográfico se encuentra hacia occidente, de N a S.
A ambos lados de la colosal cordillera y dentro de sus cadenas, como zonas intermedias hallamos una serie de elementos orográficos que contribuyen a aumentar la solidez del macizo, zonas que eran más antiguas y que fueron rejuvenecidas por la orogenia andina.
Este sistema se extiende desde las tórridas costas del mar del Caribe hasta las latitudes subsolares de Tierra del Fuego, para continuarse en el arco de islas de las Antillas y en la península antártica.
En toda esta estructura se desarrolla una importante diversidad de vida basada en el relieve, clima, vegetación y los variados elementos económicos.
 

LAS PLACAS COMO SUSTENTO DEL CONTINENTE AMÉRICANO:

El basamento geológico estructural del territorio americano está constituido por tres placas de la corteza terrestre: la Norteamericana, la del Caribe y la Sudamericana. Cada una de ellas ha tenido una evolución geológica estructural disímil por lo que conformaron tres masas emergidas: América del Norte, Central y del sur.

Durante la era Paleozoica, hace más de 200 millones de años, la antigua Pangea comenzó a desmembrarse en bloques, Laurentia o Laurasia al N y Gondwana al S. Estos bloques o placas tectónicas son los núcleos de loa actuales continentes.

Más tarde, estas placas se fueron distanciando entre sí paulatinamente, la placa Norteamericana se apartó de la Euroasiática y la Sudamericana de la Africana y de la Antártica. Prueba de esta separación es la continuidad de los cordones montañosos a ambos lados de las fracturas. Los Montes Apalaches  formaban una unidad con las actuales estructuras caledónicas y varísicas del NO europeo.

En América del Sur el Sistema de Tandilla es similar en su constitución geológica a la meseta del Sur de África y la Sierra de la Ventana está relacionada con los montes Dragones de África del Sur.

Durante la era Mesozóica, hace aproximadamente 135 millones de años las placas Norteamericana, Euroasiática y Africana continuaron separándose, ampliando el Océano Atlántico. Todavía  permanecía separadas las placas Norteamericanas y Sudamericanas, pues no estaba presente la placa Caribe.
 
Imagen
 

EL RELIEVE DE AMÉRICA:

En el relieve americano es posible identificar tres elementos básicos: cadenas montañosas, macizos antiguos y llanuras de origen sedimentario. 

Sobre las costas del Este, junto al Atlántico, se encuentran los macizos antiguos, víctimas ya de la erosión. 

Una amplia zona de América del Norte está formada por el macizo canadiense. En América del Sur se encuentra el macizo guayanés al noreste, el macizo brasileño al centro, y en el extremo sur el macizo de la Patagonia. 

LAS CORDILLERAS DEL OESTE:

Las grandes cadenas montañosas forman un cordón que recorre de norte a sur el oeste del continente, muy cerca de la costa. Son montañas jóvenes, producto de la orogenia alpina que se encuentran en el límite entre las placas tectónicas que forman América. Estas grandes cadenas son, de norte a sur: 

* Montañas Rocosas
* Sierra Madre
* Andes

Sólo en unos pocos centenares de kilómetros en América Central se pierde la continuidad de este conjunto. 

Bordeando la costa del Pacífico, al Oeste, se encuentran una serie de cadenas montañosas coronadas por una gran cantidad de volcanes y nevados. En América del Norte reciben el nombre de montañas rocosas. Su máxima elevación es el monte Mac kinley, con 6195 metros sobre el nivel del mar. En América del Sur estas cadenas montañosas son conocidas como la Cordillera de los Andes. Su punto geográfico más alto es el monte Aconcagua con 6959 metros sobre el nivel del mar. 

Por supuesto, localmente, dentro de estos grandes conjuntos se diferencian otros menores. Dentro de las grandes cordilleras encontramos depresiones, mesetas y altiplanos. Entre las montañas y la costa encontramos surcos y sierras prelitorales, de gran importancia local. 

Las montañas más altas de América del Sur son:

* Aconcagua 6.959 m. (Argentina)
* Ojos del Salado 6.893 m. (Argentina - Chile)
* Monte Pissis 6.795 m. (Argentina)
* Nevado de Huascarán 6.746 m. (Perú)
* Volcán Llullaillaco 6.739 m. (Argentina - Chile)
* Cerro Mercedario 6.720 m. (Argentina)
* Cerro Yerupaja 6.617 m. (Perú)
* Nevado Sajama 6.542 m. (Bolivia)
* Volcán Antofalla 6.440 m. (Argentina)
* Nevado Illimani 6.438 m. (Bolivia)

Muy lejos de estas altitudes están las de América del Norte:

* McKinley 6.193 m (Alaska, EE UU)
* Orizaba o Citlaltépetl 5.743 m (México)
* Whitney 4.418 m (Washington, EE UU)
* Elbert 4.399 m (Colorado, EE UU)

LAS LLANURAS:

Entre los macizos antiguos y los cordones montañosos del Pacífico existen extensas llanuras surcadas por grandes ríos. Estos espacios se formaron por material de relleno, es decir, por arenas y rocas transportadas por las aguas de los ríos.

En América del Norte, la gran llanura central está ocupada por el río Mississipi que atraviesa de norte a sur el territorio americano. 

En el sur del continente americano existen grandes sistemas fluviales como el del Orinoco, Amazonas, Paraguay y Paraná, que han formado grandes llanuras. 

Las más importantes son: 

* las grandes llanuras de Estados Unidos y Canadá, especialmente la llanura del río Misisipi,
* los llanos de Orinoco,
* la gran llanura amazónica,
* la Pampa argentina,
* el Gran Chaco y
* la Patagonia.

LAS MESETAS Y CORDILLERAS EROSIONADAS:

Más al este se encuentran las antiguas cordilleras erosionadas. Las más importantes son:

* la meseta Laurentiana
* los montes Apalaches, paradigma del relieve apalachense,
* la meseta de Ozark,
* el macizo de las Guayanas,
* la sierra de Borborena
* la meseta Brasileña,
* el Mato Grosso y* la sierra del Mar.
Fecha: 13/7/2017 | Creado por: Bruno Patricio
Categoria: Geografía Física
Etiquetas: nueva, escuela, secundaria