¿Por qué hacemos este taller?

Una de las principales fuentes de información relacionada con la ciencia son los libros didacticos, éstos nos permiten adquirir un conocimiento básico sobre diferentes aspectos cientificos, pero con frecuencia en ellos la ciencia se presenta como algo completamente desvinculado de la vida cotidiana.

Las dos fuentes de "información cientifica" de mayor alcance entre los adolescentes, son la televisión y los cómics. En ambos casos la imagen más frecuente es la de un científico loco, descuidado, con bata blanca y cuyo trabajo es inventar cosas sin aplicación posible. Otras veces, el científico es un hombre perverso, cuyos descubrimientos o inventos resultan maléficos para la humanidad y el planeta. 

Desarrollar el interés de los jovenes por la ciencia mediante la realización de talleres experimentales puede ser un instrumento util para la educación científica no formal, que puede enriquecerse relacionando conceptos básicos, generalmente abstractos, con situaciones de la vida cotidiana.

Fecha: 6/6/2012 | Creado por: Gabriela Amancay
Categoria: Palabras
Etiquetas: